Gracias a Madrid Nuevo Norte

02
Nov
Fuencarral y Las Tablas dicen adiós al túnel del miedo
  • PYMES Chamartín
  • 0 Comment
  • Fuencarral . Las Tablas . túnel del miedo .

tunel

El pasado miércoles, en la tarde de Halloween, los vecinos del norte de Madrid se dieron cita en el túnel que conecta la estación de Fuencarral con el barrio de Las Tablas, para celebrar la popular noche de brujas en un entorno que califican “de pesadilla”. El túnel de unión entre ambos barrios muy pronto dejará de dar miedo gracias a Madrid Nuevo Norte. Por fin tendrán “conexiones decentes” entre sus barrios, conexiones “que no dan miedo”.

Madrid Nuevo Norte fue aprobado inicialmente el pasado septiembre en Junta de Gobierno y los vecinos hemos querido celebrar que va a llevarse a cabo. El proyecto de regeneración urbana del norte de la capital por fin será realidad.

La Asociación de Vecinos de Las Tablas y la Asociación de Vecinos de Santa Ana, del barrio de Fuencarral, han querido organizar este pasaje del terror en un punto clave para esta zona del norte de Madrid. El túnel, que sirve de conexión entre Fuencarral y Las Tablas, es un paso necesario para todo aquel que quiera ir andando o en bicicleta entre estos barrios, pero oscuridad, inseguridad, falta de señalización y apenas espacio para el peatón, son las mejores maneras de describirlo. Casi nadie quiere cruzarlo.

Por eso aseguran que ha sido el escenario perfecto para mostrar la situación que viven día a día los vecinos de estos barrios y la separación que sufre esta zona del norte de Madrid. Múltiples problemas para los que llevan décadas demandando solución y que, ahora sí, van a resolverse.

Payaso asesino, novia cadáver y muñeco diabólico, entre otros populares personajes, han dado los últimos sustos a las más de dos mil familias que se han acercado a celebrar con ellos el fin de unos terroríficos años de espera y el comienzo de Madrid Nuevo Norte. Un proyecto que cuenta ya con el consenso de todas las administraciones públicas y con la máxima aceptación por parte de los vecinos y ciudadanos. Conectará los barrios del norte de Madrid, históricamente aislados por las vías del tren, acabando de una vez por todas con la inseguridad y el aislamiento.